No

No, no quiero saber nada.

Ni de tu sonrisa, ni de tu calidez…

 

No, no quiero decirte nada.

No me has salvado de caer,

no me has hecho sentir

que el mundo se sostiene bajo mis pies.

 

No, claro que no quiero explicar

cómo me afecta tu mirada,

y cómo tus ganas de ser feliz,

se traducen en pensamientos en mi almohada.

 

No, no quiero que te sorprendas

cuando no pare de hablar de ti,

de tus gustos raros,

y de tus inquietudes sin fin.

 

Porque no me puedo permitir

que quiera que te sientes cerca…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s